sábado, 27, noviembre

Líquido de frenos, ¿por qué es tan importante?

¿Sabías por qué es tan importante el líquido de frenos? Este líquido es el responsable de la mayor parte del sistema de frenado. Para que los discos y las pastillas se accionen correctamente es indispensable que el líquido se encuentre en buen estado.

Es recomendable cambiar este aditivo , como mucho, cada dos años, ya que con el paso del tiempo puede ir perdiendo sus propiedades. Es importante destacar que no todos los coches deben utilizar el mismo tipo de líquido. En la actualidad, existen muchos tipos de este líquido que puede marcar la diferencia entre una frenada y otra.

Líquido de frenos, todo lo que debes saber

Para conocer el tipo de líquido de frenos que tu coche necesita, puedes recurrir al manual de usuario. Si por algún motivo no dispones de este manual, puedes consultarlo en la tapa del depósito del cilindro maestro.

Es muy importante que mantengas este líquido en buen estado y es que existen informes que aseguran que el 30% de los vehículos circulan con un líquido de frenos en mal estado o incluso incorrecto. No cuesta mucho dinero y podrás ahorrarte más de un susto al volante.

El líquido de frenos tiene varias funciones; la principal es transmitir la fuerza que se ejerce sobre el pedal del freno pero además, se encarga de lubricar algunas piezas para evitar así el roce y el desgaste.

Estos son los tipos de líquidos de frenos que existen en el mercado

  • DOT 3: Este tipo de líquido de frenos es ideal para sistemas convencionales tales como discos o tambor. Es de los más económicos y tiene un punto mínimo de ebullición de 205º en seco y 140º en húmedo.
  • DOT 4: Este tipo de líquido está indicado para vehículos que equipen ABS y/o ESP. Se suele utilizar en sistemas sometidos a condiciones severas. El punto de ebullición en seco es de 230º y 155º en húmero. Tiene una mayor vida útil y ofrece unas mejores prestaciones.
  • DOT 5: Está indicado para modelos que el líquido de frenos posea bases sintéticas no minerales. En este caso la base es de silicona. Esto hace que no se pueda mezclar con ningún otro tipo de líquido de frenos.
  • DOT 5.1: Este tipo de líquido de frenos tiene una mayor absorción de la humedad y tiene propiedades higroscópicas.

Es recomendable sustituir el líquido de frenos cada dos años ya que tiende a degradarse con el paso del tiempo; sobre todo por los efectos de los cambios de temperatura y la humedad. Como sabes, es el encargado de la frenada por eso es muy importante que siempre se encuentre en buen estado. Recuerda que de él depende tu seguridad al volante.

Si empiezas a notar que el pedal del freno tiene una sensación como esponjosa, ha llegado el momento de que cambies este líquido tan importante.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

SÍGUENOS

2,381FansMe gusta
639SeguidoresSeguir
647suscriptoresSuscribirte

ÚLTIMOS ARTÍCULOS